Noviembre 4, 2013

Presidente del Bayern Munich tendrá que comparecer ante los tribunales en marzo

La Audiencia Provincial de Múnich dio trámite a la acusación presentada por la fiscalía con lo que se abrirá el proceso que en principio tendrá cuatro vistas en las que deberán ser interrogados cuatro testigos.

A comienzos de año, Hoeness se había autodenunciado por evasión de impuestos, con lo que esperaba poder librarse de un proceso judicial
La autodenuncia es una figura por la cual en Alemania un evasor fiscal puede escapar a un proceso penal, a cambio del pago de la deuda de impuestos con intereses y del pago de una multa.

Sin embargo, para ello se requiere que la autodenuncia sea completa y que se produzca antes de que las autoridades hayan abierto una investigación.

A través de una cuenta en Suiza, Hoeness podría haber evadido impuestos por valor de 3,2 millones de euros.

Pese a la decisión de la Audiencia Provincial de abrir el proceso, el Consejo de Vigilancia del Bayern reiteró, a través de un comunicado, su convicción de que Hoeness debe mantenerse en la presidencia del club.

El consejo, tras consultar a un bufete de abogados, llegó a la conclusión de que no estaba forzado a pedir la dimisión a Hoeness y usando el margen que le da la ley optó por expresarle su confianza para que siga en el cargo.

"Los criterios decisivos fueron que Uli Hoeness le ha prestado al FC Bayern grandes servicios durante 30 años, que es una personalidad importante para el club y que dos encuestas entre los socios muestran que la gran mayoría de ellos están a favor de la continuidad del presidente en su cargo", dice el comunicado.

En el Consejo de Vigilancia del Bayern, además del propio Hoeness, tiene asiento representantes de los consorcios Audi y Adidas, el ex-primer ministro bávaro Edmund Stoiber y el ex-director de la revista "Focus" Helmut Markwort.

El portavoz del gobierno alemán, Stefen Seibert, se negó a comentar el anuncio de la apertura del proceso alegando que se trata de algo que es competencia del poder judicial.

Dentro de la plantilla del club, el vicecapitán Bastian Schweinsteiger dijo que el proceso no afectará el rendimiento del equipo puesto que es algo que no tiene nada que ver con el fútbol.

"El único favor que podemos hacerle al presidente es ganar los partidos", dijo Schweinsteiger.

Hoeness, por su parte, se mostró sorprendido del anuncio de la apertura del proceso que indica que su autodenuncia no fue aceptada como válida.

Temas relacionados: