Agosto 11, 2012

La liga inglesa y la española le roban el sueño a Hulk

En declaraciones a la televisión estatal lusa RTP después de perder la final de los Juegos Olímpicos ante México, el internacional brasileño aseguró que conversó "muy poco" con su agente durante su estancia en los Juegos, pero adelantó que a partir de este jueves "tratará de su futuro" en el conjunto blanquiazul.

Se mostró convencido de que si existe una propuesta interesante tanto para él como para el Porto no habrá problemas para su salida.

"Mi futuro está en las manos de Dios", comentó el jugador nacido en Campina Grande hace 26 años, cuya cláusula de rescisión asciende a 100 millones de euros.