Mayo 3, 2013

Benfica espera la caída de Porto para coronarse campeón

Benfica llega a la antepenúltima jornada de Liga a la cabeza de la clasificación con 73 puntos, cuatro más que Porto, aunque con un enfrentamiento entre ambos todavía pendiente.

Los ‘encarnados', que disputarán su primera final europea en 23 años el próximo 15 de mayo contra Chelsea en Amsterdam, reciben en el Estadio de la Luz a un difícil rival, Estoril.

El club de las afueras de Lisboa es una de las sorpresas de la Liga, ya que tras ascender desde la segunda división lusa, se sitúan en quinto puesto de la tabla y se juega en estas últimas jornadas su clasificación para las competiciones europeas.

Benfica de Jorge Jesús llega al partido con el plus de moral por el pase a la final y con todos sus titulares disponibles, liderados por el paraguayo Óscar Cardozo, autor de dos de los tres goles de su equipo frente a Fenerbahçe y acompañado en el centro del campo por el serbio Nemanja Matic, completo en la creación y el robo de balón.

Mientras, Porto intentará mantener sus opciones para lograr el título, aunque su entrenador Vítor Pereira, ya haya dado a Benfica como campeón después de calificar la actual Liga como "sucia, sucia, sucia" debido a las decisiones arbitrales en favor del Benfica.

"Me gustaría de que el título se lograse por el mérito deportivo, por el que lograse los puntos suficientes, pero desgraciadamente no parece posible", resumió el entrenador de los ‘dragones', que llamó la atención sobre los árbitros tanto en el último Benfica-Sporting (2-0) como en el enfrentamiento con Porto (2-2).

A pesar de la actitud pesimista de su técnico, el equipo buscará la victoria con el máximo goleador de la competición, el colombiano Jackson Martínez (25 tantos), y su talentoso compatriota James Rodríguez.

Con el brasileño Alex Sandro en el banquillo por la lesión sufrida en el anterior jornada frente a Vitória de Setúbal, la defensa del Porto contará con la incorporación del internacional senegalés Abdoulaye Ba.

Tampoco estará disponible el también brasileño Maicon, defensa central, para disputar la única competición que todavía disputan los ‘dragones', apeados por el Málaga de la Champions y que perdieron la Copa de la Liga frente a Braga.

Frente a ellos, estará otro equipo con opciones de "colarse" en las competiciones europeas, el Nacional de Madeira, noveno clasificado pero a cuatro puntos de los puestos que dan acceso a la Europa League.

También en esta disputa por las codiciadas plazas continentales se encuentra el tercer equipo histórico del fútbol portugués, Sporting de Lisboa, que se enfrenta al sorprendente Paços de Ferreira, tercero en la tabla, que da acceso a la eliminatoria de Champions.

El equipo, dirigido por Jesualdo Ferreira, no contará para este desafío con una de las apuestas personales del técnico ‘leonino', el central inglés Eric Dier, lesionado, y con la duda de otra de sus novedades, el emergente canterano Bruma, un extremo codiciado por varios grandes europeos.

El objetivo del rival de los ‘verdiblancos', Paços de Ferreira, es aún más ambicioso: clasificarse por primera vez para la Champions.

Con apenas tres millones de presupuesto y unos 2.000 socios, los ‘castores' del peruano Paolo Hurtado han logrado formar un sólido conjunto que destaca por su solvencia en el centro del campo.

La jornada se completa con los partidos Braga-Moreirense, Olhanense-Rio Ave, Beira Mar-Marítimo, Vitória Setúbal-Académica y Vitória Guimãraes-Gil Vicente.

Temas relacionados: