Septiembre 8, 2014

Benfica invierte 29 millones de euros en derechos de sus jugadores

En un comunicado al regulador bursátil portugués, el club informó que la operación le permite recomprar el 15 % de los derechos económicos del argentino Nico Gaitán, el 30 % del uruguayo Maxi Pereira, el 25 % del portugués Nélson Oliveira y otro 25 % de los serbios Sulejmani y Djuricic.

Además, recuperó el 50 % del pase de Ruben Amorim, el 10 % del argentino Franco Jara, el 40 % del brasileño Airton y el 20 % del uruguayo Urreta (quien ya rescindió su contrato con el Benfica y fichó por el modesto Paços de Ferreira).

El fondo de inversión "Benfica Stars Fund" fue creado en septiembre de 2009 como medio para obtener financiación a través de la venta de un porcentaje de sus futbolistas, una práctica que en Portugal también es utilizada por otros clubes debido a las dificultades para generar ingresos por vía ordinaria (entradas, camisetas, publicidad o derechos de televisión, entre otros).

Así, los equipos logran un encaje financiero y pueden mantener a algunas de sus principales figuras y reforzar sus plantillas, mientras que los inversores confían en su revalorización y obtienen plusvalías cuando llega el momento de su traspaso.

Este fondo era gestionado por el Espírito Santo Activos Financieros (ESAF), una división del BES que, después de que la entidad cayese en picado y fuera intervenida por el Estado -a principios de agosto-, pasó a formar parte del Novo Banco, creado únicamente con los activos saludables de la firma.

"Teniendo en cuenta que el citado fondo terminará su actividad el día 30 de septiembre de este año, y que ese cierre implicará la distribución de los derechos económicos de los atletas entre terceras entidades, existe un interés estratégico en recuperar sus pases para evitar su dispersión", explicó el Benfica en un comunicado para justificar su cuantiosa inversión.

La relación entre el club de las ‘águilas' y el BES iba más allá de este instrumento financiero, ya que los lisboetas también contrajeron un préstamo con la entidad por valor de 65 millones de euros y que se renueva automáticamente cada trimestre.

Durante este verano crecieron los rumores sobre la situación financiera del conjunto portugués -el más laureado y seguido del país- debido al escaso gasto en refuerzos pese a la marcha de hombres importantes, como Markovic, Oblak, Garay, Rodrigo o Siqueira, aunque su presidente, Luís Filipe Vieira, negó la existencia de problemas económicos.

Temas relacionados: