Agosto 31, 2013

Lyon entró en su mala hora: ya son cuatro derrotas consecutivas

El Olympique de Lyon alargó su semana negra de malos resultados con una derrota en su visita al estadio del Evian, colista antes del inicio de la jornada de la liga francesa, que derrotó 2-1 a los hombres que dirige el entrenador Rémi Garde.

El cuadro francés no levanta cabeza desde que se cruzó en su camino la Real Sociedad en la eliminatoria previa a la fase de grupos de la Liga de Campeones. Primero, perdió frente al conjunto vasco 0-2 en el choque de ida; después, antes de la vuelta, cayó 0-1 en la liga francesa frente al Stade de Reims; y en Anoeta, el miércoles pasado, volvió a caer 2-0.

Tres derrotas consecutivas parecían demasiadas para un equipo destinado a estar arriba en su campeonato y con un hueco en la fase final de la máxima competición europea. Por eso, el choque ante el Evian escuece mucho en las filas del Lyon.

Rémi Garde no pudo alinear a tres futbolistas lesionados. Gaël Danic, Rachid Ghezzal y Clément Grenier se cayeron de la lista. El último, un fijo en las alineaciones del Lyon, sufre problemas musculares en el bíceps femoral de la pierna derecha y todavía no se sabe el tiempo que estará en la enfermería.

El resto de los jugadores que perdieron ante el Evian fueron casi los mismos que cayeron en los tres partidos anteriores. Sólo Jordan Ferri, que sustituyó a Grenier, y Nabil Fekir, que apareció en la banda derecha, aportaron aire nuevo respecto a anteriores compromisos.

Sin embargo, pese al intento de Garde por mejorar con caras nuevas, el Lyon no pudo parar el vendaval de juego de sus rivales, que en los primeros 45 minutos dieron una exhibición para marcharse al vestuario 2-0 con dos goles de Kévin Berigaud.

En la segunda parte, el Lyon mejoró, pero vio cómo al principio de la reanudación Yoann Gourcuff tuvo que abandonar el terreno de juego con molestias en la parte posterior del muslo izquierdo.

Justo después, Ferri, en el minuto 49, redujo distancias de forma estéril, ya que cualquier esfuerzo del Lyon fue inútil para sumar por lo menos un punto y acabar con una mala racha que ya alcanza los cuatro derrotas seguidas.

Temas relacionados: