Mayo 3, 2013

Tottenham sigue a la caza del cupo a la Champions

Tottenham, quinto en la tabla, le quedan cuatro partidos por delante para tratar de superar al Arsenal, que le lleva una engañosa ventaja de dos puntos, con un partidos menos, o bien a Chelsea, tres puntos por delante del conjunto que dirige André Villas-Boas.

Con Manchester United coronado como campeón desde el pasado 22 de abril y con Manchester City asentado en la segunda plaza, la guerra por el tercer y cuarto puesto, que dan acceso a la Champions la próxima temporada, es la principal batalla que se libra en la recta final de la Premier.

Es una guerra con tres contendientes en la que los ‘blues' y los ‘gunners' se aferran a sus posiciones de privilegio y se defienden de los embates de los ‘spurs' desde la quinta plaza.

Los de Arsène Wenger, que no han faltado a una Champions en los últimos quince años, están obligados en su visita a Queens Park Rangers, prácticamente descendido, a sumar tres puntos si no quieren perder gran parte de sus opciones de continuar en la élite europea.

Wenger, que ha resistido desde que tomó el mando del vestuario del Arsenal en 1996 todo tipo de tormentas y crisis, se ha mostrado convencido de que los suyos estarán entre los cuatro primeros al final del torneo y advertió de que, si bien su equipo no puede permitirse ningún nuevo error, sus rivales se enfrentan a esa misma presión.

En la recta final de la temporada, los ‘gunners' han firmado dos empates que han lastrado su avance en la tabla, el 1-1 que logró el United en el Emirates la pasada jornada y el 0-0 que se llevó Everton de Londres el 16 de abril.

El técnico francés no podrá contar ante QPR con su compatriota Olivier Giroud, que cumple sanción por una tarjeta roja, ni con Mikel Arteta y Abou Diaby, ambos lesionados.

Tampoco se puede permitir fallar el Chelsea, que afronta un encuentro en Old Trafford ante unos ‘diablos rojos' con el trabajo ya hecho esta temporada y brillantemente clasificados para la final de la Europa League.

Los de Alex Ferguson son ya campeones, mientras que Robin Van Persie es ya casi inalcanzable en la lista de máximos goleadores con 25 tantos, dos más que Luis Suárez, que no jugará por sanción el resto de la temporada, y 6 más que Bale, una distancia que se presenta insalvable para el galés.

Además de la baja de larga duración de Oriol Romeu, Benítez tampoco podrá alinear a Ashley Cole, lesionado el pasado fin de semana.

Manchester City, por su parte, aspira a superar al ‘spanish' Swansea de Michael Laudrup el sábado y mantener la tranquilidad en la segunda plaza.

En la parte baja de la tabla, Wigan no se da por vencido en su lucha por mantenerse en la Premier y afrontará en el estadio de West Bromwich el primero de los cuatro partidos que le quedan para tratar de superar el abismo de cinco puntos que les separa de la salvación.

Sunderland, Aston Villa y Newcastle, todos ellos con un partido más que los ‘latics' y una ventaja de cinco puntos, miran atrás en la tabla y son conscientes de que cualquier tropiezo puede colocarlos detrás del conjunto de Martínez.

Wigan peleará además el día 11 por conquistar la Copa de Inglaterra (FA Cup) ante los ‘citizens' en una final que se disputará en el estadio de Wembley.

Los ‘latics' no podrán contar en las próximas semanas con el defensa Maynor Figueroa, con una rotura en los abductores con los peores pronósticos y le apartará del equipo lo que resta de temporada.

Trigésima sexta jornada de la liga inglesa:

Sábado, 4 de mayo: Fulham-Reading (14.00 GMT); Norwich-Aston Vila (14.00 GMT); Swansea-Manchester City (14.00 GMT); Tottenham-Southampton (14.00 GMT); West Bromwich-Wigan (14.00 GMT); West Ham-Newcastle (14.00 GMT); QPR-Arsenal (16.30 GMT).

Domingo, 5 de mayo: Liverpool-Everton (12.30 GMT); Manchester United-Chelsea (15.00 GTM).

Lunes, 6 de mayo: Sunderland-Stoke (19.00 GMT).

Temas relacionados: