Agosto 30, 2014

Chelsea sigue líder tras ganar 3-6 al Everton

Diego Costa abrió el duelo con el primer tanto a los cuarenta segundos de juego y lo cerró con el sexto de su equipo cuando ya se había cumplido el minuto noventa.

Entre esos dos goles, los aficionados del norte de Liverpool asistieron a un duelo brillante que deja al Chelsea como líder de la Premier League, con nueve puntos después de tres jornadas.

El vertiginoso encuentro se inició, poco después del silbido inicial, con el español Cesc Fàbregas lanzando un pase letal desde prácticamente el medio campo que no supieron anticipar los defensas locales.

Costa, en línea con los últimos futbolistas del Everton, recibió el balón en solitario y encaró al guardameta estadounidense Tim Howard. El hispano-brasileño cruzó un tiro raso que hizo subir el primer tanto al marcador cuando los espectadores del Goodison Park Todavía estaban tomando asiento.

Los ‘blues', esta tarde de amarillo, no tardaron más de dos minutos en asestar su siguiente golpe, que dejó noqueado al conjunto local.

De nuevo en posición dudosa, Ivanovic recibió en el interior del área un pase vertical, en este caso de Ramires, y marcó el segundo tanto del Chelsea.

A pesar del feroz inicio de los visitantes, el conjunto de Roberto Martínez se mostró ordenado y sólido durante el primer tiempo.

Con el minuto 45 cumplido, Kevin Mirallas dio nueva vida al partido al anotar en un momento psicológicamente propicio. El irlandés Séamus Coleman se internó por la derecha y lanzó un balón cruzado para que el internacional belga, que entraba al área a la altura del primer palo, se adelantara a los defensas del Chelsea y cabeceara el balón al fondo de la meta de Courtois.

Costa pudo ampliar la ventaja de los de Mourinho a los cinco minutos del segundo tiempo, pero Howard logró en esa ocasión desviar con el pie el disparo que el exdelantero del Atlético de Madrid había lanzado hacia el palo derecho.

La fortuna se alió con el Chelsea unos minutos después, cuando el belga Eden Hazard recogió un pase de Fàbregas y lanzó un balón que Coleman desvió hacia su propia red.
El escocés Steven Naismith, acto seguido, volvió a recortar distancias aprovechando una conducción de Aiden McGeady.

Con ambos equipos encendidos, el partido se desbocó en su recta final. Nemanja Matic, con un disparo lejano ajustado al palo derecho marcó el 2-4 para el Chelsea en el minuto 74.

Sin respiro, los de Martínez siguieron apretando y, tan solo dos minutos después, el camerunés Samuel Eto'o, que acababa de saltar al campo, hizo levantar al público del Goodison Park al asestar el tercer gol que recibían esta tarde sus antiguos compañeros del Chelsea.

Ramires despejó las dudas en el 78. Los de Mourinho querían ganar a cualquier precio y volvieron a alejarse en el marcador gracias a un tiro que el brasileño coló por la derecha de la meta de Howard.

Todavía faltaba la puntilla de Costa, que al filo del minuto noventa recogió dentro del área un brillante taconazo de Obi Mikel para burlar primero al defensa Sylvain Distin y rematar después a la red de Howard el sexto gol del Chelsea, noveno de la noche.

Temas relacionados: