Marzo 16, 2015

Inglaterra, de nuevo ante el abismo en Europa

A menos que el Arsenal y el Manchester City logren entre este martes y miércoles alguna victoria milagrosa en Mónaco y Barcelona, respectivamente, Inglaterra estará sin ningún representante en los cuartos de final de la Champions por segunda vez en tres años.

Y podría costarle muy caro al fútbol inglés. La Premier League cuenta con cuatro plazas para la Liga de Campeones, pero podría perder la cuarta por el coeficiente de la UEFA, una complicada suma basada en la actuación de los equipos de cada país en todas las competiciones europeas.

El rendimiento de los clubes ingleses en el continente no se corresponde con el reciente acuerdo firmado con las televisiones, que repartirá un récord de 5.136 millones de libras (unos 7.837 millones de dólares) entre los equipos.

El Liverpool quedó eliminado este año en la fase de grupos de la Champions, mientras que el Chelsea cayó la semana pasada en octavos ante el Paris Saint Germain después de tener la eliminatoria encarada.

El Arsenal visitará este martes al Mónaco tras caer 3-1 en la ida -lo que le obliga al menos a marcar tres goles y a ganar por una diferencia de dos- y el City se enfrentará el miércoles al poderoso Barcelona en el Camp Nou obligado a remontar el 2-1 de la ida. Las perspectivas no son buenas.

Sin embargo, en Inglaterra rechazan que sea una crisis general.

"No creo que se vaya a repetir en los próximos años. Los equipos volverán arriba", aseguró el capitán del Liverpool, Steven Gerrard, al "The Liverpool Echo".

"Chelsea, City, nosotros mismos, Arsenal: todos vamos a hacer fichajes en verano y volver la próxima temporada", añadió. "Ya pasó antes con equipos que fueron eliminados pronto y luego volvieron al año siguiente y ganaron. No es un gran problema. Simplemente ocurre que los equipos ingleses no fueron lo suficientemente buenos esta temporada".

Su excompañero, Jamie Carragher, que comenta ahora en la televisión Sky Sports, aseguró que los clubes ingleses están practicando un fútbol extremadamente defensivo.

"Para todo el dinero que hay en la Premier tenemos que mejorar", dijo. "Creo que sigue siendo la Liga más emocionante para ver, eso es lo que genera dinero e interés en todo el mundo, pero en términos de calidad no somos los mejores y necesitamos cambiarlo".

"La ventaja financiera que muchos de nuestros clubes tienen sobre otros equipos de Europa debería verse reflejada en las competiciones europeas, pero no ocurre".

El Arsenal llega al duelo mermado por la baja de Alex Oxlade-Chamberlain, autor del gol de la ida, pero su entrenador, Arsene Wenger, cree que los ‘gunners' pueden lograr "algo especial" ante el Mónaco, cuarto de la Liga francesa.

"En el primer partido nos equivocamos. Lo que quieres en la vida es la oportunidad de volver a hacer las cosas bien", dijo el francés. "Tenemos la oportunidad de hacerlo y después, no importa cómo, estaremos dispuestos a darlo todo".

Aunque concedió un gol menos que el Arsenal en la ida, el reto del City parece más difícil, pues llega al Camp Nou en el mejor momento del Barcelona esta temporada. Además, la estrella blaugrana, Lionel Messi, no paró de meter goles en las últimas semanas.

El entrenador del City, el chileno Manuel Pellegrini, podrá recuperar al mediocentro Yaya Toure, ausente en la ida por suspensión y pieza clave en el esquema de ataque de los ‘citizens'.

"Nunca vas a tener más posesión que el Barcelona porque ellos juegan de ese modo, pero cuando tengamos la pelota tenemos que hacerlo mejor y ser peligrosos, ellos tienen problemas en defensa", analizó.

Si ni Arsenal ni City dan la sorpresa, la responsabilidad europea de la Premier League quedará toda sobre los hombros del Everton, el único equipo inglés vivo en la Liga Europa que el próximo jueves intentará defender ante el Dínamo de Moscú el 2-1 logrado en su estadio en la ida de los dieciseisavos de final de la segunda competición europea.

Temas relacionados: