Enero 23, 2016

Southampton venció 0-1 al Manchester United que no levanta cabeza con Van Gaal

El choque, sin apenas ocasiones para ninguno de los dos equipos, lo decidió con un remate de cabeza Austin siete minutos después de ponerse por primera vez la camiseta de los 'Saints' tras su traspaso procedente del Queens Park Rangers. 

Louis van Gaal fue despedido del 'Teatro de los sueños' entre los abucheos y silbidos de los aficionados después de un encuentro soporífero de los suyos, con solo un disparo entre los tres palos en 90 minutos.

Tuvo que alienar el preparador holandés una defensa improvisada, como tantas veces esta campaña, con Matteo Darmian en la derecha, el joven Cameron Borthwick-Jackson en la izquierda y Chris Smalling y Daley Blind como pareja de centrales.

Wayne Rooney y Anthony Martial volvieron a ser las referencias arriba, mientras que Morgan Schneiderlin, Marouane Fellaini, Ander Herrera y Jesse Lingard formaron de inicio en el centro del campo.

El encuentro, como otros tantos de los 'Diablos Rojos' esta temporada, careció de ritmo e intensidad, sin creación y sin ocasiones de gol.

Sin embargo, al contrario de lo que le sucedió el fin de semana pasado en Anfield, donde se llevaron los tres puntos tras ganar por 0-1 con un tanto de Rooney, el atacante inglés esta vez no apareció.

Una absurda falta de Adnan Januzaj junto a la bandera la botó a la perfección James Ward-Prowse y Austin, totalmente solo y libre de marca en el área pequeña, batió a David de Gea con un preciso cabezazo.

No tuvo más historia el encuentro, ni antes ni después, que concluyó con una sonora pitada al criticado Louis van Gaal, que no parece encontrar la forma de sacar rendimiento a esta plantilla y que podría tener los días contados en Manchester.

El United, cada vez ve más lejos los puestos de 'Champions League', es quinto en la clasificación, y podría ser relegado a la sexta posición si el West Ham gana este sábado en casa al Manchester City.