Mayo 8, 2012

Palabras de Falcao y Simeone antes de la final de este miércoles

El colombiano Radamel Falcao, delantero del Atlético de Madrid, dijo que la final de la Liga Europa contra el Athletic es un partido en el que hay que tener "la experiencia de un veterano y el hambre de un juvenil" para lograr la victoria y recalcó que "no importa quien haga el gol", sino ganar.

"No hay una clave que te lleva a ganar las finales y sí un conjunto de muchas cualidades buenas te permitirán lograr un objetivo. Este equipo está preparado y con mucha experiencia", declaró en la rueda de prensa previa al duelo de este martes por el título de la Liga Europa en el estadio Nacional de Bucarest.

"Es como toda final. Va a ser muy disputada. Los dos equipos quieren ganar, los técnicos se conocen, los equipos son de la misma Liga, van a haber ventajas y desventajas para ambos y los pequeños detalles, la concentración y la efectividad serán determinantes", analizó el máximo goleador del torneo, con diez tantos.

Falcao tiene la "ansiedad normal por una final" en el día previo al choque y es "consciente" de que hará "historia" si gana dos Ligas Europa seguidas "con diferentes clubes", aunque avisó: "Sólo trato de enfocar en lo que el entrenador quiere, lo que el equipo necesita de mí y lo que queremos plasmar sobre el terreno de juego".

El ariete marcó el tanto del triunfo del Porto en la final de 2011. "Un gol marca a un jugador en esta instancia. Yo lo viví el año pasado y es especial. Hoy en día no importa quien haga el gol. Lo que queremos es ganar, pero sí creo que ir por delante en el marcador te da una mayor tranquilidad y te permite manejar un poco más el partido", afirmó.

Falcao consideró que el Athletic "no depende de un solo jugador". "Sí tiene individualidades muy importantes y ha demostrado esta temporada que, cuando lo necesitan, esos jugadores aparecen y le echan una mano. Son fuertes como equipo y eso hace que las individualidades brillen, como Llorente o Muniaín", valoró.

Los aficionados colombianos también estarán pendientes de la final de este miércoles. "Al igual que el año anterior sé que Colombia va a estar apoyando al Atlético de Madrid. Todo el país se ha volcado a favor nuestro y a través de sus mensajes nos han hecho sentir su apoyo. Espero este miércoles ser un gran representante de mi país y darles una alegría nuevamente", declaró.

Para Simeone "no hay cansancio, solo ilusión"

El argentino Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, dijo que una final es "única", recordó que "uno se prepara toda una vida para jugarla" y recalcó que "no hay cansancio, sólo ilusión y un montón de gente en Madrid" que los "está esperando" para que lleven el título de la Liga Europa.

"Una final es especial. Uno se prepara toda una vida para jugarla y a veces hay posibilidad de jugar dos, tres o muchas más. Hay que vivirla con la ilusión y el hambre de un chico que empieza y que piensa que va a ser su primera final, y de un jugador con experiencia que ha vivido diferentes momentos", valoró en la rueda de prensa previa al choque de mañana contra el Athletic en Bucarest.

"La experiencia es importante, como todo en la vida, pero también se hace de joven, cuando uno va encontrándose con nuevas situaciones. Hay que jugar con la ilusión, el entusiasmo y la imaginación de un chico joven y la jerarquía de hacer participado ya y tener finales encima", recalcó.

"No te asegura nada, la experiencia es importante, pero mucho más importante el entusiasmo, la ilusión y la fortaleza anímica que tengas cuando te toque mañana entrar al terreno de juego", añadió el entrenador, que también fue preguntado por la influencia que pueda tener el cansancio en su plantilla en la final de este miércoles.

"Lo veremos. Estamos expectantes de ver la reacción que tiene el equipo. En esta temporada nos ha demostrado, más allá de algunos pasajes de partido, que siempre ha dado la cara y ha sido competitivo. En el Athletic se ha podido permitir tener un par de días más para dar descanso a algunos jugadores, pero no va a ser una excusa. Hay una final de por medio, no hay cansancio, sólo ilusión y un montón de gente en Madrid que nos está esperando", destacó.

Simeone recalcó que no le gusta "mandar mensajes" a la afición. "Lo más lindo es ver al equipo y que los chicos van a ir mañana al colegio con sus camisetas. Están entusiasmados, eso los jugadores lo viven, les crea una responsabilidad y ojalá podamos devolver todo lo que nos han dado. Nos ven posicionados otra vez en la final y necesitamos y queremos devolver a la gente lo mejor", dijo.

También elogió el esfuerzo de sus futbolistas en esta campaña: "Desde que hemos llegado nos hemos encontrado con una plantilla entregada a trabajar. El esfuerzo de ellos les ha permitido encontrarse en esta semana muy importante para el Atlético de Madrid y con muchas expectativas, sabiendo que nadie te regala nada".

"Es emocionante, porque uno los ve y siempre quieren más. Me encontré un equipo que parecía que lo dirigía desde hace mucho más tiempo de lo que en realidad estoy", prosiguió Simeone, que analizó que, en la previa de una final, "la palabra nerviosismo y miedo existe y da vueltas" en las plantillas de ambos equipos.

Y repasó: "Uno siempre tiene esos temores en la previa de los partidos. Cuando empieza a jugar ya tiene posibilidad de correr y demostrar lo que tiene y eso le hace olvidar lo anterior. Todo lo que uno se llena previo es lo que te hace desarrollarte bien en una final. Pensar y si salgo campeón, y si, y si... no sirve, porque no cuenta para lo importante, que es jugar".

"Una final es un partido que hay que ganarle a un rival importante", añadió el técnico, que abogó por tener "poca presión dentro tuyo para que eso no impida jugar" y que reconoció que cambiará "alguna cosita" en los hábitos del equipo para la final.

Además, Simeone auguró un "partido emocionante e intenso", al tiempo que afirmó que el juego de su rival "es mucho más vertical que de posesión" y el de su equipo "es mucho más equilibrado", porque "por momentos" puede tener posesión y "por momentos jugar a los espacios".

El entrenador, que insistió en su "admiración" por su compatriota Marcelo Bielsa, entrenador del conjunto bilbaíno, y que destacó que el Athletic "va a ser valiente y un equipo que aprovechará toda su frescura de mitad de cancha hacia adelante", vive su primera final como técnico, pero ya ha jugado varias como futbolista.

"Como entrenador es raro. Mejor ser jugador, seguro, porque del lado del entrenador hay un montón de ideas y pensamientos que se cruzan y es un partido que ya jugamos cuatro veces. Desde el lado del jugador, lo más grande que te pueda pasar es jugar una final. El jugador sigue la inercia y lo que te responde el cuerpo. Necesitamos mañana un equipo con mucha personalidad y que sostenga lo que se juega el entorno, sin pensar en él", concluyó.

 

Temas relacionados: