Publicidad

Publicidad

Publicidad

logopopup.png
Active las notificaciones para estar siempre informado del fútbol nacional e internacional con Gol Caracol.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

Vélez Sarsfield dio la estocada final y gritó: ¡Campeón!

El equipo dirigido por Ricardo Gareca obtuvo el título del torneo Clausura argentino 2011, al vencer este domingo al Huracán por 0-2 y beneficiarse con la derrota del segundo en la clasificación, Lanús, frente a Argentinos Juniors por 0-1.

La lucha por el título terminó en la penúltima jornada, con los 36 puntos sumados por el Vélez que dirige Ricardo Gareca contra los 32 del equipo granate.

El Vélez Sarsfield pudo celebrar su octavo título en la Primera División de su país cuatro horas después de su triunfo sobre el Huracán, ya que debió esperar que su jugaran los partidos Estudiantes-River y Lanús-Argentinos Juniors.

El conjunto del barrio porteño de Liniers ganó 11 de los 18 partidos que disputó en esta competición, igualó tres, perdió cuatro, marcó 34 goles y encajó 16 y tiene como goleador a David Ramírez, con ocho tantos, y al uruguayo Santiago Silva, con siete.

En el partido de este domingo contra el Huracán, disputado fuera de casa, el Vélez obtuvo el triunfo precisamente con goles de estos futbolistas, Silva (m.56) y Ramírez (m.89), de penalti, en un partido en el que fue expulsado su defensa Sebastián Domínguez.

El tanto que hundió al Lanús de Mauro Camoranesi y Diego Valeri y dio la victoria al Argentinos Juniors, cuyo objetivo es lograr una plaza para la Copa Sudamericana, lo anotó Nicolás Blandi (m.57).

El gran mérito del Vélez fue recuperarse de manera inmediata de su eliminación en los cuartos de final de la Copa Libertadores ante el uruguayo Peñarol y afirmarse en su candidatura a campeón del Clausura con una victoria, la semana pasada, ante el Godoy Cruz, que estaba segundo en la clasificación.

Publicidad

La formación de Gareca fue señalada desde el comienzo de año como la mejor del fútbol argentino y la prensa deportiva de Buenos Aires ha hecho hincapié en que la eliminación de la Libertadores se produjo por un penalti fallado por Silva, a causa de un resbalón.

En otro de los encuentros clave de la penúltima jornada disputados este domingo, el River Plate igualó con el Estudiantes (1-1) y continúa complicado para evitar la Promoción, cuando sólo le queda un partido ante el Lanús, el próximo fin de semana.

Paulo Ferrari (m.47) puso en ventaja a los riverplatenses, demasiado conservadores en su juego pese a las necesidades que tiene de ganar, y Matías Sarulyte (m.53) igualó para los estudiantiles.
El River Plate llegará al último capítulo de la competición con dificultades para no caer en la Promoción, porque si el Olimpo, equipo con el que mantiene el pulso para evitar esa situación, vence al Quilmes, necesitará derrotar al Lanús el próximo fin de semana y podría jugar un desempate con el conjunto de Bahía Blanca.

De momento, Quilmes y Gimnasia y Esgrima están en la zona de descenso directo, Huracán y Olimpo en la de Promoción, a muy escasa distancia del River Plate y del Tigre.

El público riverplatense abucheó este lunes al entrenador Juan José López a causa de la puesta en práctica de un planteamiento defensivo que le impide al equipo llegar con posibilidades al área rival.

El River Plate no obtuvo ventajas con respecto a otros equipos que intentan zafar del descenso debido a que, con esa postura, ha empatado los cuatro últimos partidos disputados.

En GolCaracol.com toda la información del fútbol mundial En GolCaracol.com toda la información del fútbol mundial