Diciembre 22, 2011

¡Junior tu papá! Así fue la conquista de la séptima estrella tiburona


Era la tercera final que disputaban estos dos equipos en este siglo. En el apertura 2003 y el apertura 2009 el campeón fue el cuadro de Manizales, pero esta vez no, tal y como sucedió en 1998 cuando con el Cali dio su primera vuelta olímpica a expensas del Once Caldas, José Eugenio Hernández volvió al fútbol para celebrar y le dio al Atlético Junior la séptima estrella de su escudo. 

Claro, no fue fácil. El juego de ida terminó 3-2 después de una espectacular remontada de Atlético Junior, que al minuto 40 de juego perdiá 0-2 frente a un Once Caldas que, sin embargo, logró una derrota por la mínima diferencia que le daba ánimos para buscar el título esta noche.  

El blanco acosó, acorraló, metió, apeló a la velocidad de esa fiera llamada John Pajoy, pero entre su falta de pausa y su ausencia de ideas le facilitaron el trabajo a un visitante que llegó tranquilo, se paró bien atrás y se encargó de obligar al dueño de casa a jugar al pelotazo.

La furia del Once, que en diez minutos de juego había tenido igual número de opciones mostrando que iba a ser la noche del arquero Sebastián Viera, se vino abajo cuando al minuto 12 Luis Carlos Ruiz estrelló una pelota en el horizontal. Fue en mensaje claro: la pelea era peleando y Junior iba a defender a muerte su ventaja.

Lo del vértigo en el local se vio potenciado con la salida de Pepe Moreno, lesionado, quien al minuto 18 le dio paso a otra flecha, Jefferson Cuero: él y Pajoy se encargaron de generar todo tipo de 'uy' en las tribunas, pero sin la puntería adecuada ni la fortuna necesaria para vencer a un Viera inspirado.

Sólo en el último segundo del primer tiempo lograron cobrar los blancos. Pajoy volvió a ganar en velocidad, quedó otra vez de frente al arquero uruguayo pero esta vez sí la metió.

La alegría blanca, sin embargo, no duró mucho. Después de un par de atajadas notables más de Viera en los primeros minutos de la segunda parte, Carlos Bacca aprovechó un error de Diego Amaya y se ratificó como goleador del campeonato al vencer a Juan Carlos Henao al minuto 58.

Con el 1-1 Junior era campeón, pero si algo le tocó este semestre a los rojiblancos fue sufrir, por eso no extrañó que, cinco minuto después de ingresar al campo. Guillermo Beltrán sacó un cabezazo espectacular de un buen centro de Ayron del Valle y puso el 2-1.

Fue un gran partido, una final digna, dura, de esas que le gustan a todos pues los dos equipos dejaron todo en el campo y siempre buscaron el arco contrario. Por eso fue un poco dramático que se definiera en los penales.

Giovanni Hernández fue el primero en cobrar y lo metió de "picabarra". Jorge Núñez puso el 1-1 para los locales, pero Juan David Valencia cobró con excelencia y puso otra vez arriba a la visita.

Ahí llegó el show de Viera, quien otra vez se lució al atajar el cobro del goleador Pajoy, cobro que además fue ratificado como ventaja gracias a Sherman Cárdenas.

Del Valle le dio aire al Once con un 2-3 que dejó quieto a Viera y los hinchas de Manizales casi llegan al extasis cuando Henao, el héroe atajapenales de la Libertadores 2004, estuvo a punto de parar el cobro de Luis Páez.

Pero todo terminó con Beltrán. El hombre que igualó la serie estrelló su remate en el vertical izquierdo del arco de Viera y Junior fue campeón, logró su séptima estrella, se clasificó a la Copa Libertadores 2012 y, por sobre todas las cosas, le pudo gritar que es "TU PAPÁ" a un equipo que era su pesadilla blanca.

¡Felicitaciones al campeón, a Barranquilla y a todo el Caribe colombiano que ahora tiene una nueva estrella de navidad! 

Minuto a minuto: http://www.golcaracol.com/detallepartido?game=122145&cup=colombia