Septiembre 18, 2017

Un campeón mundial y exjugador del Real Madrid que sobrevive como utilero

Baba Sule anotó un gol en la final del Mundial Sub 17. Web CFFuenlabrada

El ghanés Baba Sule se coronó en la Copa Sub 17 de 1995, anotándole gol a Brasil en la final. Hoy, lustra los guayos en el Fuenlabrada, tercera división de España.  

Baba Sule fue un jugador ghanés que supo tocar el cielo con las manos en el Mundial Sub 17 de 1995, donde salió campeón con su país, y anotó un tanto en la final frente a Brasil.

Tras este juego, Sule pasó a España donde debutó con el Mallorca, y tras superar una hepatitis fichó con el Real Madrid. Aunque no llegó a jugar en el club merengue puesto que fue cedido al Leganés, donde su carrera profesional terminó.

Lea también: Falcao, elegido por los futbolistas como el mejor jugador del mes en Francia

“Aquí me rompí los ligamentos en el primer partido de la temporada. Me recuperé y el día de la reaparición volví a destrozarme la rodilla”, afirmó en una entrevista concedida al diario español ‘ABC’.

Después de ese suceso su vida cambió radicalmente. Pasó de ser futbolista a ser electricista y después a ser chofer del actual portero del Manchester United David de Gea, a quien le decía que “si quería llegar lejos, tenía que tomárselo muy en serio. Y también respetar a los veteranos”.

Lea también: Falcao comanda el ataque en el equipo ideal de la fecha en Francia

Ahora vive el fútbol de otra manera. El limpiar botines y cargar balones en el Fuenlabrada de la tercera división de España hace parte de la vida cotidiana de alguien que supo meter un gol en una final de un mundial, pero que las lesiones no lo dejaron brillar.

“El fútbol es así, tiene dos caras. A veces te toca la buena y otras la mala. A mí las lesiones me cambiaron la vida», finalizó Sule al diario español.

Lea también: Exfutbolista inglés Rio Ferdinand se convertirá en boxeador