Publicidad

Publicidad

Publicidad

logopopup.png
¿Quiere estar enterado de toda la actualidad del fútbol colombiano y mundial con Gol Caracol?
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

Pablo Pérez: “Si el ojo me lo sacan no me lo paga nadie, no iré a una cancha donde puedo morir”

El capitán de Boca Juniors, Pablo Pérez, uno de los más afectados por la agresión que sufrieron los jugadores del Xeneize por parte de hinchas violentos de River Plate el sábado antes del ingreso al estadio Monumental, dijo que la gente "estaba loca"

292277_pablo_perez_261118_afpe.jpg
Pablo Pérez, futbolista argentino - Foto: AFP

El mediocampista de Boca Juniors habló este lunes luego de salir del hospital, donde le hicieron una revisión médica, tras quedar lastimado por el ataque al bus que transportaba al plantel ‘xeneize’ al estadio Monumental.

El capitán de Boca Juniors, Pablo Pérez, uno de los más afectados por la agresión que sufrieron los jugadores del Xeneize por parte de hinchas violentos de River Plate el sábado antes del ingreso al estadio Monumental, dijo que la gente "estaba loca" y que si llegaban a ganar podían matarlo.

Lea también: Junior y Santa Fe definen al finalista colombiano de la Copa Suramericana

"No puedo ir a una cancha donde no me brindan seguridad. ¿Qué pasaba si jugábamos y ganábamos? ¿Quién me saca de ahí? Si la gente estaba loca antes de entrar imagínate si les dábamos la vuelta en su cancha... ¡me matan! No voy a jugar en una cancha donde puedo morir", dijo este lunes Pérez tras salir de una clínica privada, donde le revisaron la lesión que sufrió en el ojo izquierdo.

"Es una vergüenza lo que pasó. Tengo mi señora y tres hijas. La mayor me abrazó cuando llegué a casa y estaba llorando. Uno no puede jugar de esta manera, esto no puede pasar más", añadió.

El capitán de Boca Juniors aseguró que ningún médico de la Conmebol lo revisó o se preocupó por su salud tras la agresión.

"Nunca, repito, nunca me vinieron a ver. (Un médico) fue al vestuario y firmó un papel diciendo que yo estaba en condiciones (de jugar), y no veía nada. No me vino a ver ni al hospital, jamás me revisaron. No vino el médico de la Conmebol, debe tener alguna orden de que no me viniera a ver. Si a mí me sacan el ojo, no me lo paga nadie", precisó.

Vea también: Patrice Evra cantó cumbia y destacó que Argentina “es un país fuerte y unido”

Pérez aseguró que el autobús recibió piedrazos "hasta la puerta del estadio" y que los vidrios estallaron.

"Apenas salimos del portón en la ambulancia, yendo al hospital, seguían tirando piedras y lo pueden decir la enfermera y el conductor", precisó.

El centrocampista dijo que se siente "mejor" del ojo porque "mejoró bastante lo irritado".

"Creo que me rozó la astilla de un vidrio, había vidrios por todos lados", afirmó.

Publicidad

Lea también: Trece futbolistas colombianos sueñan con el título del fútbol mexicano

Además, revelo que los jugadores de River Plate Ignacio Fernández y Milton Casco, con quienes jugó en Newell's Old Boys, le mandaron mensajes apenas se enteraron de la agresión "para ver cómo estaba de salud".

"Estoy muy triste por la gente de River, porque hay gente que no tienen nada que ver. Se están fumando todo esto. Me da tristeza por la gente de Boca, de River, por el espectáculo", concluyó.

El partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores, que se iba a celebrar el sábado en el estadio de River Plate, fue aplazado inicialmente para el domingo por la Conmebol debido a los ataques de hinchas violentos del 'Millonario' a los jugadores de Boca Juniors cuando llegaban en el autobús y que dejó a varios futbolistas heridos.

Descargue aquí completamente gratis la aplicación de Gol Caracol Resultados

En GolCaracol.com toda la información del fútbol mundial En GolCaracol.com toda la información del fútbol mundial

Vea también:

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO