Agosto 11, 2009

Estado es el responsable de garantizar paz en los estadios: Víctor Marulanda

"Ahí tenemos que exigir al Estado que nos ayude, porque todos los clubes son víctimas de gente que no va a ver fútbol, y a la que hay que crearle una cultura de fútbol para llevarla a un estado de tolerancia, de tranquilidad", dijo el presidente del Atlético Nacional, equipo dirigido por el hispano-argentino Ramón Cabrero.

La División Mayor del Fútbol Colombiano (Dimayor, Liga Profesional) anuló una sanción impuesta al conjunto de Medellín, después de que Marulanda y otros dirigentes argumentaran que el equipo fue castigado erróneamente por no haber controlado a sus hinchas en un partido que disputó ante el local Deportes Quindío.

El organismo había dispuesto que el Atlético Nacional debía disputar en casa dos partidos sin público, como sanción por los actos de violencia protagonizados hace dos semanas por sus seguidores en el estadio de la ciudad de Armenia, sede del Quindío, que dejaron tres policías heridos y 30 personas detenidas.

No obstante, la Comisión Disciplinaria de la Dimayor dio marcha atrás luego de que los dirigentes del equipo de Medellín señalaran que es el Estado, y no el club, el responsable de la seguridad en los estadios y que, en todo caso, no correspondía al Atlético Nacional el control de la situación en Armenia (centro-oeste).

Marulanda dijo que los dirigentes no pueden "ser responsables de gente encapuchada, que no se puede identificar" e insistió en que la Policía y otros organismos del Estado deben garantizar la tranquilidad en los escenario deportivos.

El Atlético Nacional, equipo en que militan los argentinos Gastón Pezutti y Ezequiel Maggiolo, así como el brasileño Baiano, visitará este sábado al Millonarios de Bogotá, en la sexta jornada del Torneo Finalización del fútbol colombiano.