Octubre 14, 2017

Liverpool y Manchester United empataron 0-0 en Anfield

Foto: AFP

El Mánchester United se alzó este sábado al liderato provisional de la Premier League después de hacer gala de su seguridad defensiva y empatar sin goles en Anfield ante el Liverpool en el partido inaugural de la octava fecha de la Premier League.

Con 20 puntos, los hombres de José Mourinho superan por el momento por un punto a sus vecinos del City.

El Liverpool de Jurgen Klopp, por su parte, sólo ha ganado uno de sus últimos ocho partidos en todas las competiciones. A pesar de ello los 'Reds' marcaron el ritmo del partido y suyas fueron las mejores oportunidades, aunque se estrellaron con un David De Gea imperial.

Lea acá: Jupp Heynckes elogió a James Rodríguez

Si el empate a cero en este mismo partido la temporada pasada dejó con un mal regusto en los aficionados del Liverpool, este sábado salieron más optimistas de Anfield con el mismo resultado.

Sin su joya en ataque, el senegalés Sadio Mané, el egipcio Mohamed Salah, muy activo pero sin precisión, y el holandés Georginio Wijnaldum, desde fuera del área, desperdiciaron sendas ocasiones en el primer tiempo.

El serbio Nemanja Matic lo intentó para los visitantes, pero su zurdazo lejano se escapó alto lamiendo la cruceta.

Vea también: Secreto contra la adversidad: conozca cómo se motivó Colombia para clasificar al Mundial

El Mánchester United, que sólo se mostró ambicioso en el primer tramo de encuentro, se quedó agazapado atrás en la segunda mitad, dando por bueno el empate en uno de los recintos más complicados de la Premier.

Anfield vio inaugurada su nueva tribuna en honor al antiguo técnico 'Red' Kenny Dalglish.

- "Un punto es un punto" -

"Un punto siempre es un punto fuera de casa, así que estoy feliz", explicó De Gea al término del partido.

"El Mánchester United vino aquí a por un punto y lo tiene", declaró por su parte Klopp. "Está claro que el Liverpool no puede jugar de esa forma, pero para el Mánchester United está bien", añadió con tono de reproche al fútbol defensivo de los de Mourinho.

"Nosotros jugamos nuestro partido", se defendió el exentrenador del Real Madrid y del Chelsea. "En la primera parte tuvimos un par de buenas ocasiones y el control del juego. En la segunda, Matic estaba cansado y no encontré soluciones en el banco", añadió Mourinho.