Septiembre 11, 2012

A Colombia se le abrió el arco y la clasificación al Mundial de Brasil 2014

Haber anotado siete goles en los dos últimos partidos de Eliminatorias (cuatro a Uruguay y tres a Chile) le devuelve la tranquilidad a la selección Colombia. Con José Pékerman a la cabeza, el equipo nacional no solo llega con más claridad a los arcos rivales sino que define con mayor confianza.

¿Pero, a qué se debe esa mejoría? La respuesta es sencilla: Pékerman juega a ganar en todos los estadios, le da mayor volumen ofensivo al equipo con laterales que se proyectan reiteradamente al ataque y volantes que acompañan a los delanteros y los nutren permanentemente de balones. Ahora sí Falcao y su socio ideal del momento, Teófilo Gutiérrez, reciben el balón en zona de candela.

Antes, y remontémonos 13 meses atrás a la Copa América de Argentina 2011, en la que el técnico Hernán Darío Gómez estaba al frente del equipo, Colombia jugaba a no perder. El onceno se hacía sólido en defensa y mostraba orden, pero carecía de profundidad. El ‘Bolillo' no contó nunca con el talento de James Rodríguez y a Falcao le tocaba luchar en solitario contra las defensas rivales.

Como resultado de esa táctica de poco riesgo, Colombia anotó solo tres tantos en el certamen (dos de Falcao y uno de Adrián Ramos), antes de quedar eliminada en cuartos de final a manos de Perú por marcador de 2-0.

Después, para hablar solo de juegos oficiales, se vino el inicio de las Eliminatorias, ya sin ‘Bolillo' como técnico nacional. Su remplazante, Leonel Álvarez, llevó a James al seleccionado como surtidor de balones de Falcao y Dorlan Pabón, lo que le dio otra cara al equipo.

Aunque Colombia con Álvarez se hizo algo más ofensivo y derrotó a Bolivia en La Paz 1-2 (anotaron Dorlan y Falcao), perdió equilibrio en el medio campo y se volvió vulnerable en zona defensiva.

El juego que planteó Leonel no convenció a los miembros de la Federación Colombiana de Fútbol, quienes aprovecharon el empate en Barranquilla 1-1 con Venezuela (marcó Freddy Guarín) y la posterior derrota en casa 1-2 ante Argentina (gol de Pabón) para despedirlo.

En medio de la incertidumbre y con la clasificación al Mundial ya muy lejana, Pékerman tomó las riendas del equipo. Su debut oficial lo hizo ante Perú, en Lima, por la quinta fecha de las Eliminatorias. La victoria 0-1 con gol de James Rodríguez se vería empañada tres días después con la derrota por el mismo marcador frente a Ecuador, en Quito.

A pesar de que las críticas arreciaron sobre el argentino, éste mantuvo claro su horizonte y en dos meses, en los que solo contó con un microciclo en España y no tuvo partidos amistosos, le dio el giro anímico y futbolístico que necesitaba el equipo para volver a tomar la ruta a Brasil 2014.

Colombia goleó 4-0 en Barranquilla al campeón de América y cuarto del Mundial de Sudáfrica 2010, Uruguay, con dos tantos de Falcao, uno de Gutiérrez y otro de Zúñiga y selló su reconciliación con los arcos rivales con un 1-3 histórico en Chile. James, Falcao y Teófilo, los héroes en Santiago.

A Colombia se le abrió el arco y la clasificación al Mundial de Brasil vuelve a ilusionar a todo un país. Falcao, Teófilo y James, los goleadores del equipo en las Eliminatorias, los dos primeros con tres tantos y el tercero con dos, ya ponen su mira en Paraguay, rival de la ‘tricolor' el próximo mes de octubre.