Más de 30 mil personas vieron de cerca el trofeo de la Copa del Mundo en Bogotá.